domingo, 22 de diciembre de 2013

Dos testigos de Jehová conversan sobre los 70 años de Jeremías (3)


    -Hola, Juan. Quedamos el otro día en analizar el texto de Jeremías 29:10 que, según entiendo, dice que los judíos estarían en el destierro setenta años; pero tú me dijiste que Jeremías no dice eso.

    -Bueno, Pedro, entiendo que tú como anciano de congregación debes defender el punto de vista del Cuerpo Gobernante, que ahora es el esclavo fiel y discreto. Aquí el esclavo no tiene más remedio que asegurar que Jeremías 29:10 se refiere al destierro de los judíos después del asedio de Jerusalén por los babilonios. Ten en cuenta que esos 70 años de destierro son el fundamento de las fechas 607, 537, 1914 y 1919. Antes también se incluía el año 1918; pero el Cuerpo Gobernante lo ha tumbado porque sabe que no es un año bíblico.

    -Sí, y me consta que el año 1918 lo había impuesto Rutherford como el de la inspección de Jesucristo a su esclavo.

    -Cierto, y ese año 1918 fue defendido a capa y espada por la Sociedad Watchtower bajo pena de expulsión de quien no lo aceptara. También el año 1919 fue impuesto por Rutherford y sin embargo continúa siendo dogma de fe para los testigos.

    -Ya, Juan, pero ese año 1919 es el del nombramiento del esclavo.

    -Sí, Pedro, antes era el del nombramiento como administrador de los bienes del Amo en la Tierra; pero ahora se enseña que es el año en que el Amo nombró a la junta directiva de la Watchtower como esclavo fiel y discreto.

    -Y el nombramiento sobre los bienes se ha pospuesto para el futuro, para el tiempo de la gran tribulación.

    -Así es, Pedro. Y este cambio, como sabes, está haciendo tropezar a muchos hermanos, no solamente testigos de a pie, sino incluso ancianos y algún superintendente, como bien sabes. Pero prosigamos con lo que nos ocupa.  

    -Sí, estoy impaciente porque me expliques por qué crees que Jeremías 29:10 no dice que los judíos habrían de estar 70 años en el destierro de Babilonia, cuando todos los testigos entendemos que sí, Juan.

    -Bien, Pedro. El otro día ya aclaramos que Jeremías no estaba dirigiendo su carta a los desterrados del año 19 de Nabucodonosor, sino a los del año 8 de su reinado.

    -Sí, eso ya lo he asimilado bien, y créeme que me está haciendo tambalear.

    -No es para menos, Pedro. Y también habrás asimilado que los 70 años los aplica Jeremías a los desterrados del año 8 y no a los del año 19 de Nabucodonosor.

    -Perfecto, Juan. Está claro que Jeremías se dirige a los desterrados del año 8, o sea, a los de 11 años antes de que Nabucodonosor destruyera Jerusalén, que fueron muchos más de los desterrados en el año 19 del rey de Babilonia.

    -Bien, pues ahora vamos a aclarar lo que dice exactamente Jeremías 29:10.

    -Juan, si yo les explicara todo esto a los demás ancianos, ¿crees que lo aceptarían?

    -No creo, Pedro. Te tratarían de apóstata y te expulsarían. Así de claro.

    -Eso me preocupa, Juan. Pero tengo que asegurarme de todo antes de dar ningún paso. Y tú, ¿cómo es que no has dejado las filas de los testigos, si crees que el esclavo está enseñando algo no acorde con la Biblia?

    -¡Ay, Pedro! De momento no me atrevo, por la familia más que nada. Ya sabes lo que supone la expulsión o la desasociación…

    -Sí, y me temo que pronto yo mismo estaré en el saco de los apóstatas… Por lo menos tendré que dejar de ser anciano y alegar cualquier excusa.

    -No quiero que pienses que será por mi culpa, Pedro. Yo solamente me limito a exponerte lo que he descubierto, simplemente leyendo la Biblia con imparcialidad, aunque he tenido que investigar en la Historia y la Arqueología. Claro, puede que el día de mañana el esclavo cambie el entendimiento sobre los 70 años, que no creo, porque afectaría a todas las fechas y todas se vendrían abajo.

    -Eso sería terrible para el propio esclavo. Abandonarían las filas miles de millares…

    -No lo creo, Pedro. La inmensa mayoría aceptará todo lo que venga del Cuerpo Gobernante, por descabellado que sea. Ha ocurrido siempre. Ya ves que se cambió el concepto de la generación que no pasaría, y ahora se ha impuesto que solo el Cuerpo Gobernante es el esclavo fiel y discreto, y nadie, salvo unos pocos, ha levantado la voz. Cualquier cambio que se haga en el futuro será bien aceptado por la plebe, aun si las fechas 607 y 1914 se quitaran de en medio, que todo es posible.

    -Ya nada me extraña, Juan. Pero vayamos a Jeremías 29:10, si te parece.

    -Claro, Pedro. ¿Quieres leerlo tú mismo, aunque ya lo hiciste el otro día?

    -Sí, con gusto. Jeremías 29:10 dice: “Porque esto es lo que ha dicho Jehová: ‘Conforme se cumplan setenta años en Babilonia yo dirigiré mi atención a ustedes, y ciertamente estableceré para con ustedes mi buena palabra trayéndolos de vuelta a este lugar’”.

    -Bien. Y tú entiendes que aquí se dice que, al cumplir los judíos setenta años de destierro en Babilonia, serían libertados.

    -Eso es lo que entendemos todos.

    -Así es, Pedro. Aquí lo que despista es la preposición “en”, que hace pensar que se refiere a los judíos desterrados. Pero fíjate que el versículo dice “cuando se cumplan”, no “cuando ustedes cumplan”. Ese “se cumplan” está en modo impersonal. No se refiere a personas. Además el versículo está incorrectamente traducido en la biblia de los testigos.

    -¿Incorrectamente traducido? Todas las biblias lo traducirán igual, ¿no?

    -No. La mayoría de las traducciones bíblicas han corregido el versículo de acuerdo con los manuscritos hebreos.

    -¿Qué ocurre con los manuscritos hebreos, Juan?

    -Pues que la preposición inserta en Jeremías 29:10 no se traduce por “en”.

    -¿Y cómo se traduce?

    -Según todos los eruditos, con las preposiciones “a”, “de” ó “para”. Por esa razón las biblias que traducen directamente del hebreo lo hacen con cualquiera de esas tres preposiciones y nunca con la preposición “en”.

    -¿Y por qué la Traducción del Nuevo Mundo que nosotros usamos sí lo vierte con “en”?

    -Porque el Cuerpo Gobernante no se ha decidido aún a corregir el versículo, a sabiendas de que está mal traducido. Es más, en la nueva versión bíblica que acaban de sacar a la luz el texto en cuestión continúa con la preposición “en”.

    -Si es así, si casi todas las demás traducciones han corregido según los manuscritos, ¿por qué el Cuerpo Gobernante no se decide a corregirlo? Tendrá sus razones, ¿no?

    -La única razón, Pedro, es que si cambia la preposición, el texto daría a entender con cierta claridad que no se está refiriendo al destierro de los judíos, sino a Babilonia.

    -Pues me dejas flipando. ¿Y cómo vierten ese texto las principales biblias?

    -Por ejemplo, la Nácar Colunga, que traduce directamente de los manuscritos, vierte así: “Cuando se cumplan los setenta años de Babilonia…” O como lo vierte la Biblia de Jerusalén, que es traducción al francés de los manuscritos: “Cuando a Babilonia se le cumplan los setenta años…”

    -¡Caray, sí que cambia el sentido! Traducido así, está claro que los 70 años se refieren a Babilonia y no a los judíos.

    -Y eso no tiene vuelta de hoja, Pedro. Pero el Cuerpo Gobernante se obliga a defender con uñas y dientes la preposición “en” como referida a los judíos en el destierro y no a Babilonia. No la puede cambiar porque es parte de su doctrina fundamental de los 70 años de destierro de los judíos tras la destrucción de Jerusalén.

    -Entonces, Juan, concretando: que los 70 años de Jeremías 29:10 no se refieren a los judíos desterrados sino a la duración del imperio babilonio desde que terminó de conquistar el último reducto de Asiria en el 609 antes de nuestra era, año sobradamente demostrado como correcto por los historiadores.

    -Así es, Pedro.

    -Y que esos 70 años finalizaron en el 539 antes de nuestra era, cuando Ciro conquistó Babilonia.  

    -Exacto.

    -Y que además esos 70 años no pudieron terminar en el año 537 porque para entonces ya no existía el rey de Babilonia y Jeremías 25:12 dice que al terminar los 70 años se le pedirían cuentas al rey de Babilonia.

    -Correcto.

    -Y que las cuentas se le pidieron al rey de Babilonia en el 539, cuando la ciudad y el imperio cayeron ante Ciro y por tanto el rey de Babilonia ya no pudo reinar más.

    -Buen resumen, Pedro.

    -Entonces, Juan, la fecha del 607 se viene abajo, ya que sale de sumar 70 años al 537 antes de nuestra era.

    -Se viene abajo.

    -Los 70 años habría que contarlos, pues, entre el 609 y el 539, no entre el 607 y el 537.

    -Así se cuentan los 70 años.   

    -Entonces los famosos 70 años de Jeremías se refieren a Babilonia. Pero ¿los judíos no estuvieron 70 años en el destierro tras ser destruída Jerusalén?

    -No lo estuvieron, Pedro. Pero de eso hablaremos el próximo día.

   

    

No hay comentarios:

Publicar un comentario