viernes, 9 de noviembre de 2018

Dadores alegres


(Del libro HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA, de Teófilo Josefo Tadeo)

 

 

Por donar con alegría

todo el dinero a porfía

para la gran construcción

de la opípara mansión

que fue el Betel de Ajalvir,

tuvieron que malvivir

con angustia y con sudores

tantos alegres dadores.

 

Hoy los que eran veinteañeros

en tiempos tan placenteros

pasan ya de los cincuenta,

si mal no sale la cuenta

y, viendo tanto malgaste,

ya que todo se fue al traste,

se preguntan angustiados,

perplejos, malhumorados,

si es que mereció la pena

privarse de vida buena

por dar recursos y esfuerzos

para que doce mastuerzos

vivan a cuerpo de rey

por encima de la ley

y se lleven, usureros,

de la venta los dineros

cuando el complejo se venda,

que no quedará ni prenda.
 
 
 

miércoles, 7 de noviembre de 2018

Millón y medio de perdidos

(De la 24 edición del libro HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA,
de Teófilo Josefo Tadeo)
  
Dicen que millón y medio
de testigos se han perdido.
Nadie sabe cómo ha sido;
tal vez en el intermedio
de una asamblea aburrida
levantaron el asiento
a la hora del sustento
y salieron de estampida.

El caso es que no se ha dado
de ese medio y un millón
la mínima explicación,
y aquí ya hay gato encerrado.
¿Será que se han olvidado
de su cuerpo gobernante,
o es éste el que, fulminante,
la patada les ha dado?

Con miles que han, sin razones,
las filas abandonado,
no extraña que hayan bajado
tanto las contribuciones
y ahora tengan que venderse
los magníficos salones
de tantas congregaciones
que en mal momento han de verse.

Si salen ya, con certeza,
tantos como se bautizan,
es que los de arriba atizan
con inhumana crudeza.

De seguir en tal presteza,
con tanto expulsado a dedo,
no ha de quedar en el credo
títere con cabeza.



martes, 30 de octubre de 2018

Asambleas de circuito


(De la edición 24 del libro HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER
Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA, de Teófilo Josefo Tadeo)
 
 
Asambleas de circuito
dejan el bolsillo frito
con tanta contribución
que, entre sesión y sesión,
piden solícitamente
que deposite el creyente
de buena disposición
en las cajas del salón,
y así poder sufragar
cuanto se debe pagar
por alquiler y otros gastos
que en cubrir no se da a bastos.
Y, aunque también se procura
vender la literatura,
al final sale el balance,
dicen, que con mal afiance.

El caso es que es cosa cierta
que, por “mantenerse alerta”,
que es el lema de asamblea
por el que se patalea
y que asaz por él se alterca,
ya que el fin está muy cerca,
uno despierto ha de estar
sin día alguno faltar,
que es nuevo el conocimiento
y abundante el alimento
que el fiel esclavo discreto
da por código y decreto,
y quien falte al ritual
del banquete espiritual,
perderá sin dilación
sustancial información.

De esta asamblea triduana
que nuevas luces desgrana,
según afirma tajante
el gran cuerpo gobernante,
¿ha de salir el creyente
confortado en cuerpo y mente?
Sin faltar a la verdad,
es la cruda realidad
que, escuchando el mismo tema
con la más estoica flema
por tres días de función,
quédase en ebullición
el cerebro todo el año,
sin remedio y sin apaño,
ya mermado el pensamiento
y el libre razonamiento.
 
 
 

domingo, 28 de octubre de 2018

Charanga watchtoweriana

(De la edición número 24 del libro HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER
 Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA, de Teófilo Josefo Tadeo)

 
 

Como Russell fue masón,
bailar nos hizo a su son.
Del catorce creó escuela
que aún arrastra su secuela
y es el eje del gran carro
y del confuso cotarro
sobre el que gira expectante
hoy el Cuerpo Gobernante.

Más tarde, con felonía,
se cambió la melodía,
cuando el Ruther se hizo jefe,
siendo solo un mequetrefe
que revolvió el gallinero
para embolsarse el dinero
que le entraba por millones
con tantas publicaciones
que daba como alimento
y no eran más que excremento.

Llegó después Federico,
que de oro tenía el pico,
y nos cambió el pentagrama
por una insulsa amalgama
de doctrinas chapuceras
que sacó de sus perneras,
como la de los setenta,
que a tantos hiciera afrenta,
y aún peor, sin más razones,
condenó las transfusiones
que de órgano son trasplante
y no un zampar repugnante
que se prohibió al pueblo hebreo,
que era divino trofeo.

Fueron estos presidentes
de obtusas y angostas mentes
los que escribieron las notas
para tantos cabezotas
que hoy se cuentan por millones
y dan sus contribuciones
con generosa alegría,
sosteniendo la utopía,
con ademán impasible,
de un futuro insostenible.

Cuando la torre se caiga
porque ya en firme no arraiga
y ha quedado macilenta,
muchos caerán en la cuenta,
viendo que al cambio de luces
contra el suelo dan de bruces,
que tantos vociferantes
de los cuerpos gobernantes
andaban desafinados
y no serán escuchados.

 
 
 

 

jueves, 25 de octubre de 2018

Betel de Ajalvir


(De la edición número 24 de la obra HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER
Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA, de Teófilo Josefo Tadeo)

Ese Betel levantado
con el ingenio y candor
de cuantos han derramado
sangre, lágrimas, sudor
en su inmensa construcción,
ese Betel que tuviera
del cielo la bendición,
que fue de España lumbrera
y supremo baluarte
de quien hizo por creencia
su camino y estandarte
con desatino y sin ciencia,
ese Betel que hoy se cierra
sin dar una explicación
y que su pasado entierra
sin una argumentación
que bien merece el creyente
que empleó tiempo, dinero,
todo esfuerzo diligente
y gran fe y ánimo entero
en casa tan prominente,
ese Betel tan ufano,
¿era verdaderamente
de Dios obra… o del humano?
 
 
 

sábado, 20 de octubre de 2018

La vista oral de Australia

(De la 24 edición del libro  HISTORIA EN VERSO DE LA WATCHTOWER 
Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA, de Teófilo Josefo Tadeo)

 

En Australia la Real Comisión
tomó declaración a los pastores
que son de los Testigos los doctores
versados en la bíblica instrucción.

Tuvo una vista oral celebración
por mil cargos de abusos a menores,
no siendo denunciados sus autores
ante la Ley por esta violación.

¿Quién iba a imaginar que estas cuestiones
que a tal grado taparon los ancianos
pudieran darse en las congregaciones?

El asunto afectó a cientos de hermanos
y mermó la asistencia a las reuniones
al pensar que no son para cristianos.
 
 
 

 

jueves, 18 de octubre de 2018

El nombre de testigos de Jehová

(Del libro HISTORIA DE LA WATCHTOWER Y LOS TESTIGOS DE JEHOVA,
de Teófilo Josefo Tadeo. Extractado de la edición 24 de la obra)

 

Se dio el nombre estructural
de testigos de Jehová
a la gran comunidad
del Israel natural.

Corresponde a aquella masa
el Israel actual
que es llamado espiritual
y que es la porción más grasa.

A estos Rutherford les dio
ese nombre hoy en la cumbre,
porque la gran muchedumbre
tal nombre no recibió.

El gentío apareció
después de ese nombramiento;
no hubo reconocimiento
del nombre que a otros se dio.

Solamente los ungidos
y no todos los demás,
cual testigos de Jehová
deben ser reconocidos.